Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Enviar por email
Fabada de concurso

Las fabadas de Vista Alegre, entre las mejores del mundo

Autor: Javier Vicente Caballero. Imágenes: Aurora Blanco
Jueves, 18 de octubre de 2018
Noticia clasificada en: Gastronomia asturiana

Junto al gazpacho y la paella, la fabada asturiana completa la santa trinidad de los platos patrios. En aras del lucro, muchos locales pseudovernáculos la han maltratado hasta el sacrilegio y la despersonalización.

Para meter en vereda tanto desbarre, un concurso anual distingue a quien siga fiel a sabores tan identitarios, a todo aquél que combine sabiamente legumbres y compango. Con el ampuloso, pero necesario, título de La Mejor Fabada del Mundo, este campeonato honra el totémico plato y  premia a quienes mejor lo ejecuten, en el Principado o fuera de él. En 2016 ganó el restaurante Vista Alegre gracias a unas soberbias fabas (sin pellejos, cultivadas en La Riera, junto al río Liberdón, 14 euros kilo si está “curada”). Un secreto: en el restaurante Vista Alegre, con unas vistas maravillosas al litoral de Colunga, congelan las fabas y así la echan a la pota. “Quedan más tiernas, no hace falta tenerlas a remojo. En una hora y poco, con agua del grifo, están listas”, aseguran sus dueñas. ¿La morcilla? Inenarrable. La elaboran en cuatro enormes bañeras con cebolla, tocinos, sangres y un pimentón murciano de a 20 euros el kilo. Chorizos, lacón y carnes vienen de una carnicería de Nava. Fabada, patria querida.

 


 

Un concurso con sustancia

 

Las normas del concurso dictan “que el guiso no tenga excesiva grasa, sea untuoso y rezume el sabor ahumado del embutido tradicional asturiano”. Organizado por el Ayto. de Villaviciosa, la Mejor Fabada del Mundo se lleva entregando desde el año 2011. A él concurren centenares de locales de toda España, de los que solo 25 pasan a la final. Un jurado de postín dictamina quién merece laureles.

 

 

… Y un compango con solera

 

Tras el timón de Vista Alegre se esconde la artífice de una de las mejores fabadas de siempre: se llama Ana Medina Balbín. “Aprendí secretos de mi suegra y de mi madre, y llevo ya 43 años haciéndola así. El restaurante está abierto desde 1969 y, tras enviudar, mis hijas siguen conmigo en el negocio”. Este año 2018 su local se ha llevado el premio al Mejor Compango.

 

 

Enlaces automáticos por temática
Compartir en:
Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Sobremesa: revista de gastronomía y vinos
Revista Sobremesa • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress